Artículos/Diccionario | Ideas para el siglo xix

Ideas para el xix | Buen gusto

Por Esther Martínez Luna

UNAM

Si bien el termino «buen gusto» fue muy empleado a lo largo del siglo xix por nuestro hombres de letras, resulta pertinente aclarar que no tuvo un solo significado. En las primeras décadas del siglo hablar de «buen gusto» estuvo ligado a la preocupación reformadora y crítica de darle un cauce normativo y sistemático a las composiciones literarias. La efervescencia de manuales de retórica, preceptiva y poética que se publicaron en España y que se trasladaron a nuestro país tuvieron como objetivo principal establecer un nuevo concepto del gusto literario que consistía en reformar el lenguaje, tanto en la prosa como en el verso, tomando como molde la poética y la retórica clásicas, cuyos principios constituyeron lo que se dio en llamar el «buen gusto», el gusto de lo neoclásico. Este «nuevo gusto» tenía como premisa huir del uso de un lenguaje hinchado y rimbombante, y desde un punto de vista retórico o de la expresión proponía: naturalidad vs afectación, claridad vs oscuridad, sobriedad vs recargamiento, elegancia vs vulgaridad, es decir, buscaba la naturalidad en vez de la afectación, y la gravedad expresiva. De tal manera que obedeciendo estos lineamientos se restablecería el «buen gusto» que, a decir de nuestros escritores, se había perdido por la mala influencia de la poesía gongorina y culterana.

Así, el «buen gusto» para nuestros letrados consistía en escribir respetando las reglas y preceptos que habían establecido los manuales sancionados de la época, entre cuyos autores podemos mencionar a Ignacio Luzán con su Poética o reglas de la poesía; Gregorio Mayans y la Retórica; Juan Francisco Masdeu con Arte poética fácil. Diálogos familiares en que se enseña la poesía a cualquiera de mediano talento, de cualquier sexo y edad; Francisco Sánchez Barbero, Principios de retórica y poética; Hugh Blair, Lecciones sobre la retórica y bellas letras, Boileau, Arte Poética; o años más tarde, José Gómez Hermosilla: Arte de hablar en prosa y verso; Francisco Martínez de la Rosa: Poética, por mencionar sólo algunos.

Sin embargo, no todos los manuales que se publicaron tenían una misma identidad ni problematizaban sobre los mismos autores y conceptos. Estos manuales de retórica, preceptiva y poética se modificaron con el paso de los años y flexibilizaron sus exigencias respecto de la normatividad en los diferentes elementos de la versificación, o en la primacía que se otorgaba a unos géneros en relación con otros. Este hecho es explicable dado que las expresiones literarias se habían modificado y se habían alejado de la concepción barroca que había sido la causa de su origen. Es así que el papel que desempeñaron en un inicio los manuales adquiría otras características; características que, por el momento, basta referir como flexibles con respecto del rigor que había primado en las discusiones que configuraron durante la primera mitad del siglo xviii el proyecto neoclásico español. En cualquier caso, nuestra clase letrada leyó y asimiló este pensamiento teórico, adoptó sus problemas y sus orientaciones y, sobre éstos, trazó su propia doctrina.

En consecuencia, el «buen gusto» que inicialmente pugnaba por seguir normas y preceptos rígidos se tornó más abierto y en favor de la libertad en las formas expresivas. De tal manera que, avanzado el siglo xix nuestros escritores estaban más preocupados en hacer una lectura más flexible y menos ortodoxa de sus autoridades preceptivas, pues la puerta hacia el lirismo romántico había sido abierta para experimentar con el verso blanco, la metáfora, la fantasía y, sobre todo, expresarse con la emoción, no ocultando las pasiones más íntimas. En virtud de ello, ahora a eso se le llamaba «buen gusto».

Referencias:

Checa Beltrán, José. Razones del buen gusto. Poética española del Neoclasicismo. Madrid, Consejo Superior de Investigaciones Científicas, 1999.

Martínez Luna, Esther. El debate literario en el Diario de México 1805-1812. Estudio, selección, edición y anotación. Instituto de Investigaciones Filológicas, UNAM. México, 2011.

__________

Esther Martínez Luna es Doctora en Letras por la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM. Investigadora de tiempo completo del Centro de Estudios Literarios del Instituto de Investigaciones Filológicas. Miembro del SistemaNacional de Investigadores y profesora de Literatura mexicana de los siglos xix y xx y Literatura Iberoamericana siglos xix y xx en la Facultad de Filosofía y Letras. Ha sido responsable del proyecto «Representaciones, discursos y tradiciones intelectuales del hombre de letras en el ámbito hispánico. Siglo xx. Estudios y documentación crítica». Sus publicaciones, tanto nacionales como internacionales, se relacionan con prensa literaria y la historia cultural de finales del siglo xviii y el siglo xix. Entre sus publicaciones recientes encontramos: Bicentenario del Diario de México. Los Albores de la cultura letrada en el México independiente (editora, 2009). ABC Diario de México un acercamiento (2009). El debate literario en el Diario de México 1805-1812. Estudio, selección, edición y anotación (2011). Vicente Riva Palacio: Magistrado de la República Literaria. Una antología General. Estudio preliminar, selección y cronología. Fondo de Cultura Económica, Fundación para las Letras Mexicanas, UNAM. México 2012. Una selva tan infinita: la novela corta en México (1872-2011). 2 vols. Edición de (Gustavo Jiménez, Gabriel Enríquez Hernández, Esther Martínez Luna, Salvador Tovar Mendoza y Raquel Velasco). Coordinación de Difusión Cultural, Dirección de Literatura, UNAM / Fundación para las Letras Mexicanas, México, 2012.

Anuncios

Un pensamiento en “Ideas para el xix | Buen gusto

  1. Pingback: El concepto de buen gusto en la literatura del siglo XIX

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s